Redes sociales
Redes sociales
 

Tamaño de texto:    
   
 

Contingencia Económica en el Sureste.

 
  • La baja de los precios del petróleo y la menor producción de crudo ha impactado significativamente la economía de Campeche y Tabasco.
  • Es necesario impulsar acciones de inversión pública y privada para reactivar el crecimiento económico y la creación de empleo formal en estas entidades.
  • La actuación oportuna es determinante para evitar el deterioro en el bienestar de la población.

Año 2016 - Mayo, 09 - No. 758
 
 

Como es bien sabido, México y otros países petroleros enfrentan dificultades debido al contexto actual del mercado petrolero. Así, durante el período comprendido entre enero de 2014 y marzo de 2016, el mercado petrolero nacional observó un comportamiento negativo, caracterizado por dos factores: Una baja en el precio promedio de exportación del barril de crudo mexicano de 67.6 % y la disminución en 17.2 % de la plataforma nacional de producción petrolera.

Este desempeño ha afectado sustancialmente el crecimiento económico de las entidades especializadas en la producción de petróleo, donde Campeche y Tabasco son las más importantes, con un peso relativo de la rama de minería petrolera respecto al PIB estatal de 80.1 % y 58.8 %, respectivamente.

Esto se refleja, en el comportamiento del PIB estatal de Campeche, el cual entre 2012 y 2014 mostró un decremento de 6.61 %, mientras que Tabasco tuvo un crecimiento marginal de 0.3 %. En términos de actividad industrial y, de acuerdo al Indicador Trimestral de la Actividad Económica Estatal del INEGI correspondiente al cuarto trimestre de 2015, Campeche y Tabasco presentaron decrementos anuales de 8.1 % y 0.1 %, respectivamente.

En atención a la población en situación de pobreza y de pobreza extrema y, a pesar de contar con fuentes importantes de riqueza, Campeche y Tabasco gravitan para el primer caso en torno a la media nacional (46.2 %) con valores de 43.6 %, y 49.6% y para pobreza extrema, por encima de la media nacional (9 %) con valores de 11.1 % y 11%.

De acuerdo al Índice de Marginación que construye la CONAPO, Campeche y Tabasco ocuparon los lugares décimo y noveno a nivel nacional, por lo que en un escenario futuro, de no actuar oportunamente, el deterioro en la situación económica de estas entidades, podría colocarlas en niveles de marginación y pobreza cercanos a Guerrero, Oaxaca y Chiapas, lo que conlleva el surgimiento de inseguridad, violencia, derechos de propiedad mal definidos, bajos niveles de inversión privada, deterioro de infraestructura, niveles altos de informalidad y mayor dependencia de la Federación en lo que a los ramos 28 y 33 corresponde.

Asimismo y, con base en la ENOE correspondiente al cuarto trimestre de 2015, estas entidades presentan tasas de informalidad laboral de 62.3 % para Campeche y 64.6% para Tabasco, superiores a la media nacional (58.18 %), lo que hace prioritario la formulación de estrategias que aumenten el tamaño de la economía formal.

Para lograr lo anterior, es necesario reactivar diversos motores de crecimiento en estas entidades, y realizar acciones como la creación de infraestructura de transporte (puertos y carreteras), las actividades y los pagos a proveedores por parte de PEMEX, la certificación de la mano de obra local, facilitar el acceso a las PYMES a instrumentos de financiamiento, integrar a la industria local a la proveeduría de PEMEX, incentivar el turismo (lo cual aumentará el ingreso y el consumo local), diversificar la producción hacia otras ramas económicas de alto valor agregado como la industria de equipo naval, la aeroespacial, la agroindustrial, la de sustentabilidad energética y la metalmecánica y apoyar a la población que se dedica a actividades primarias con programas de empleo temporal como el PET, Cruzada Nacional contra el Hambre y Escuelas al CIEN, entre otros.

Esta problemática derivó en la intervención del Gobierno Federal, el cual el 4 de mayo de 2016, presentó el Programa de Reactivación Económica y Desarrollo Productivo para los estados de Campeche y Tabasco, que pretende utilizar la inversión pública como palanca que revierta este comportamiento.

De aquí se desprende la importancia de contar con ejercicios serios de planeación prospectiva, que contemplen eventos de gran impacto, como lo constituye la significativa disminución del precio del petróleo. Asimismo, las entidades deben generar estrategias sectoriales y regionales con visión de mediano y largo plazo, en las que se identifiquen sectores con potencial de crecimiento, de creación de valor agregado y de generación de empleo formal. Se deberá incluir en esta gran visión acciones que fomenten el desarrollo de capital humano como la capacitación y certificación para hacer frente y acompañar el desarrollo económico y social.

 


Se autoriza la reproducción total y/o parcial de su contenido siempre y cuando se cite la fuente:
Consultores Internacionales, S.C.® (CISC)
Las imágenes se utilizan únicamente de forma ilustrativa.

CISComentario D.R. es una publicación semanal de: Consultores Internacionales, S. C. ®
Lic. Julio A. Millán B., Presidente; Ing. Mauricio Millán C., Vicepresidente; Lic. Maribel Rodríguez, Directora Asociada.
Lic. Miguel Covarrubias, Consultor Jr. Lic. Patricia Gordillo, Directora del Centro de Información.


José María Rico No. 55 Colonia del Valle Ciudad de México Tels. (+5255) 5524-7750 y (+5255) 5534-9182
info@cisc.com.mx | www.consultoresinternacionales.com